header001.png

Login Form

Dios, solo una Trinidad

 

Un solo Dios en tres Personas: El Padre, el Hijo y el Espíritu Santo.

La Iglesia dedica el siguiente domingo después de Pentecostés a la celebración de la festividad del misterio de la Santísima Trinidad, un misterio es todo aquello que no podemos entender con la razón. Es algo que sólo podemos comprender cuando Dios nos lo revela.

El misterio de la Santísima Trinidad -Un sólo Dios en tres Personas distintas-, es el misterio central de la fe y de la vida cristiana, pues es el misterio de Dios en Sí mismo.

Aunque es un dogma difícil de entender, fue el primero que entendieron los Apóstoles. Después de la Resurrección, comprendieron que Jesús era el Salvador enviado por el Padre. Y, cuando experimentaron la acción del Espíritu Santo dentro de sus corazones en Pentecostés, comprendieron que el único Dios era Padre, Hijo y Espíritu Santo.

Los católicos creemos que la Trinidad es Una. No creemos en tres dioses, sino en un sólo Dios en tres Personas distintas. No es que Dios esté dividido en tres, pues cada una de las tres Personas es enteramente Dios.

Padre, Hijo y Espíritu Santo tienen la misma naturaleza, la misma divinidad, la misma eternidad, el mismo poder y Gloria, la misma perfección; son un sólo Dios verdadero. Además, sabemos que cada una de las Personas de la Santísima Trinidad está totalmente contenida en las otras dos, pues hay una comunión perfecta entre ellas.

Con todo, las personas de la Santísima Trinidad son distintas entre sí, dada la diversidad de su misión: Dios Hijo-por quien son todas las cosas- es enviado por Dios Padre, es nuestro Salvador. Dios Espíritu Santo-en quien son todas las cosas- es el enviado por el Padre y por el Hijo, es nuestro Santificador.

 

 

  • El Padre. Es increado e inengendrado. Es pura Paternidad.
  • El Hijo. No es creado sino engendrado eternamente por el Padre. Es pura Filiación.
  • El Espíritu Santo. No es creado, ni engendrado, sino que procede eternamente del Padre y del Hijo. Es puro Nexo de Amor.

No hay nada creado, nada sujeto a otro en la Trinidad: tampoco hay nada que haya sido añadido como si alguna vez no hubiera existido, pero que llegó luego: por lo tanto, el Padre nunca ha estado sin el Hijo, ni el Hijo sin el Espíritu: y esta misma Trinidad es inmutable e inalterable por los siglos de los siglos.

 

 

¿Puedes pensar en una comparación de tres cosas en una sola?

Es difícil. Veamos en un momento con esta comparación, un ejemplo de ayuda para el entendimiento del “Misterio” Tomamos tres cerillas ó fósforos. Los encendemos. Como resultado tenemos tres llamas.  Ahora unamos las llamas. ¿Cuántas llamas son? Una sola. ¿Cuántos fósforos son? Tres fósforos.

San Agustín fue un Sacerdote, Santo muy importante, Doctor de la Iglesia, muy inteligente, y un gran predicador, que estaba pensando cómo poder entender el Misterio de la Santísima Trinidad y cómo explicarlo mejor.

Estaba caminando por una playa pensando en esto. Y entonces se encontró un niñito jugando en esa playa. A los niños les gusta jugar con la arena en la playa ¿Y qué hacía el niñito? Corría del mar a la arena, echando poquitos de agua en un huequito que había abierto en la arena.

San Agustín se distrae de su pensamiento sobre la Santísima Trinidad y se pone a hablar con el niñito, que era muy lindo. Y le pregunta: Oye, ¿Qué estás tratando de hacer con esos poquitos de agua del mar? Y ¿Qué se imaginan que le dice el niño? Estoy tratando de meter todo el mar en este hoyito.

San Agustín se ríe y le trata de explicar al niño que eso no es posible. Y el Niño le responde: Agustín eso que trato de hacer es más posible que lo que tú estás tratando de hacer, que es meter el Misterio de la Santísima Trinidad en tu cabeza.

Ya sabemos quién era "ese Niño" ¿no?

 

Historia de la Festividad

La historia de esta fiesta, comenzó a celebrarse hacia el año 1000, tal vez un poco antes. Parece ser que fueron los monjes los que asignaron el domingo después de Pentecostés para su celebración. Anteriormente existía una misa votiva y oficio en honor de la Trinidad pero no día de su fiesta como tal.

Las iglesias diocesanas comenzaron a seguir el ejemplo de los monjes benedictinos y cistercienses y en los dos siglos siguientes, la celebración se extendió por toda Europa.

En el año 1334,  el papa Juan XXII la introdujo como fiesta de la Iglesia universal.

El domingo de la Santísima Trinidad es de institución relativamente tardía pero fue precedido por siglos de devoción al misterio que celebra. Tal devoción arranca del mismo Nuevo Testamento pero lo que le dio especial impulso fue la lucha de la Iglesia contra las herejías de los siglos IV y V.

El arrianismo negaba la divinidad de Cristo. En el año 325, el concilio de Nicea afirmó que Cristo es coeterno y consustancial con el Padre, y así condenó el arrianismo. Esto fue reafirmado en el concilio de Constantinopla en el año 381 que declaró además que el Espíritu Santo es distinto del Padre y del Hijo pero consustancial, igual y coeterno con ellos.

La antigua iglesia hispánica en los siglos V al VII, enseñó magníficamente la fe trinitaria, sobre todo en los concilios de Toledo, y de su liturgia procede el prefacio propio de esta solemnidad. Es consolador saber que nuestro Dios es “Uno sólo, pero no solitario” como se dijo en el Concilio VI de Toledo en el año 638, “amor puro que sólo busca darse de forma creadora y llevarnos a participar en su unidad vital eterna.”

El dogma de la Trinidad resplandeció también en nuestras iglesias. Hemos contemplado en las alturas, anchuras y larguras admirablemente proporcionadas de esos edificios, el símbolo de la Trinidad; lo mismo que en sus divisiones principales y en las secundarias: las tres entradas, las tres puertas, los tres ventanales y a menudo también las tres torres. Por doquier, hasta en los detalles ornamentales, el número tres repetido sin cesar obedece a una idea, a la fe en la Trinidad.

También la iconografía cristiana tradujo de mil maneras este mismo pensamiento. Hasta el siglo XII a Dios Padre se le representó por una mano, que sale de las nubes y bendice. En esa mano se significa la divina omnipotencia. En los siglos XIII y XIV ya se añadió la cara y luego el busto del Padre, en el cual desde el siglo XV es representado como un venerable anciano vestido con ornamentos papales.

Hasta el siglo XII Dios Hijo fue primero representado por una cruz, por un cordero o bien por la juventud. Desde el siglo XII al XVI vemos ya representado a Cristo en la plenitud de la edad y con barba. A partir del siglo XIII lleva la cruz y también aparece en figura de cordero.

Al Espíritu Santo se le representó a lo primero por una paloma, cuyas alas extendidas tocaban a veces la boca del Padre y del Hijo, para demostrar cómo procede de entre ambos. Ya desde el siglo XI aparece con la figura de un niñito, por idéntico motivo. En el siglo XIII es un adolescente y en el siglo XV un hombre hecho y semejante al Padre y al Hijo, pero con una paloma sobre sí o en la mano, para distinguirle así de las otras dos divinas personas. Más desde el siglo XVI la paloma torna a asumir el derecho exclusivo de representar al Espíritu Santo.

Para representar a la Trinidad se adoptó la figura del triángulo. También el trébol sirvió para figurar el misterio de la Trinidad y lo mismo tres círculos enlazados con la palabra Unidad en elespacio central que queda libre por la intersección de los círculos.

 

Santisima Trinidad 1

La oración de nuestra FE, que contiene los principios y las creencias fundamentales de ella.

La oración del "CREDO", es el llamado «Símbolo de los apóstoles», conservado en la antigua Iglesia de Roma, y la Iglesia de Pedro.

(Credo Apostólico, también llamado «Credo corto»)
Creo en Dios, Padre Todopoderoso,
Creador del cielo y de la tierra.

Creo en Jesucristo, su único Hijo, Nuestro Señor,
que fue concebido por obra y gracia del Espíritu Santo,
nació de Santa María Virgen;
padeció bajo el poder de Poncio Pilato,
fue crucificado, muerto y sepultado,
descendió a los infiernos,
al tercer día resucitó de entre los muertos,
subió a los cielos
y está sentado a la derecha de Dios, Padre todopoderoso.
Desde allí ha de venir a juzgar a los vivos y a los muertos.

Creo en el Espíritu Santo,
la santa Iglesia católica,
la comunión de los santos,
el perdón de los pecados,
la resurrección de la carne
y la vida eterna.
Amén

 

(Credo de Nicea-Constantinopla, también llamado «Credo largo»)

Creo en un solo Dios,
Padre todopoderoso,
Creador del cielo y de la tierra,
de todo lo visible y lo invisible.

Creo en un solo Señor, Jesucristo,
Hijo único de Dios,
nacido del Padre antes de todos los siglos:
Dios de Dios,
Luz de Luz,
Dios verdadero de Dios verdadero,
engendrado, no creado,
de la misma naturaleza del Padre,
por quien todo fue hecho;
que por nosotros lo hombres,
y por nuestra salvación
bajó del cielo,
y por obra del Espíritu Santo
se encarnó de María, la Virgen,
y se hizo hombre;
y por nuestra causa fue crucificado
en tiempos de Poncio Pilato;
padeció y fue sepultado,
y resucitó al tercer día, según las Escrituras,
y subió al cielo,
y está sentado a la derecha del Padre;
y de nuevo vendrá con gloria
para juzgar a vivos y muertos,
y su reino no tendrá fin.

Creo en el Espíritu Santo,
Señor y dador de vida,
que procede del Padre y del Hijo,
que con el Padre y el Hijo
recibe una misma adoración y gloria,
y que habló por los profetas.

Creo en la Iglesia,
que es una, santa, católica y apostólica.
Confieso que hay un solo bautismo
para el perdón de los pecados.
Espero la resurrección de los muertos
y la vida del mundo futuro.
Amén.

 

San Mateo 2016

En las pasadas pasadas fiestas Mateas, se celebró el acto de Pisado de la Uva, y Ofrenda del primer Mosto a la Patrona de la Rioja, Nª Sª Virgen de Valvanera. Previamente se celebró en la Concatedral de la Redonda la Solemne Misa, presidida esta vez, en primera ocasión, por nuestro nuevo Obispo Carlos Manuel Escribano Subíasy acompañado de todas autoridades Autonómicas, Locales, etc.


Una vez finalizada la Cremonia, y portada la Imagen por componentes del Ilustre Capitulo de Caballeros de Nuestra Sra. La Virgen de Valvanera, se Procesionó por las calles de Logroño (Portales, Muro de Cervantes, etc.) hasta llegar a la Plaza del Espolón, para celebrar el mencionado Pisado de la uva, y ofrecimiento de este primer mosto 2016."

Día de la Diócesis 2016

El Pasado 11 Septiembre, se celebró en el Monasterio de Valvanera la Celebración del día de La Diócesis e inicio del Curso Diocesano 2016, contando en esta ocasión por primera vez con la presencia del recientemente nombrado Obispo de nuestra Diócesis, D. Carlos Escribano, y acompañado  prácticamente de representantes de todos los Arciprestazgos.

También asistieron nuestras Primeras Autoridades Autonómicas, numerosos fieles, Capítulo de Caballeros de Nª Srª de Valvanera tras celebración de su Capítulo Ordinario, etc.

Año de la fe

AÑO DE  LA  FE : LA  VIRGEN  DE  VALVANERA  PEREGRINA, EN   LOGROÑO

Durante 2013, denominado por el Sr. Obispo como el Año de la Fe, tomando a la Virgen María como modelo y con el lema "Haced lo que Él os diga", ha sido llevada  por todos los Arciprestazgos de la Rioja, la Imagen de María de Valvanera Peregrina de la Fe, (remerorando lo acontecido en 1952, y siendo D. Fidel García Obispo de nuestra Diócesis, en que redacta una exhortación Pastoral para que la Imagen de la Virgen de Valvanera visite todos los pueblos de La Rioja);

 El Ilustre Capítulo de Caballeros de Nuestra Señora de Valvanera, ha tenido el honor de participar en dichos actos, como el acontecido durante la visita a Logroño   (26-10-2013).

Cervera 24-01-2015

El  pasado 24 Enero 2015, y tras varios cambios cambios de fechas y horarios, se procede a la entronización de una Talla de La Virgen de Valvanera en la localidad de Cervera del Río Alhama.

Desde que en 1948 fuera nombrada Alcaldesa Honoraria, prácticamente todos estábamos en deuda con el hecho, y se carecía de una imagen en la zona; desde los días anteriores la Imagen estuvo expuesta en la Iglesia de San Gil, y posteriormente en la de Santa Ana, para que en el día de la fecha y tras acudir La Comunidad Benedictina del Monasterio y varios del Capítulo de Caballeros, hacer entrega en el Hospital  de la mencionada Talla, al pueblo Cerverano, desde donde y en procesión llegar al Ayuntamiento acompañada de numeroso público y banda de música.

Una vez en el Ayuntamiento y tras celebración de una Eucaristía, se la entronizó en el hall de entrada, estando así, accesible a todo el pueblo, donde podrá admirarla; Ella por su parte, podrá cumplir finalmente como Alcaldesa Honoraria, velando por todos sus convecinos Cerveranos.

Clausura del año de la fe

Como Colofón a este año2013, denominado por el Sr. Obispo de la Diócesis como Año de la fe, se ha celebrado el 24 de Noviembre la Despedida de la imagen de La Virgen peregrina, y últimas ofrendas en la Catedral y aledaños.

Cocina Económica

Con  fecha 16-12-2014, se procede por parte del Ilustre Capítulo de Caballeros de la Virgen de Valvanera, a la entrega-donación de un cuadro con la Imagen de la Virgen de Valvanera, patrona de la Rioja, y que se colocará junto a otro cuadro preexistente de la Virgen de la Esperanza, patrona de Logroño.

 En un cordial acto, como se aprecia en las imágenes Superiora del Centro y Presidente del Capítulo, junto a  otros Caballeros asistentes, inmortalizan el momento, para que permanezcan juntas las dos imágenes; Así  permanecerán  juntas, Patrona de la Rioja y Patrona de Logroño.

Juan José Omella investido prior honorario

Coincidiendo con al peregrinación escolar, el obispo de la Diócesis riojana, Juan José Omella, fue investido prior honorario del Capítulo de Caballeros de la Virgen de Valvanera por «la labor que está realizando con la peregrinación de la Virgen de Valvanera por los municipios riojanos, y su continuo trabajo avivando la devoción a nuestra patrona».

 Entre el fuerte aplauso de los presentes, el presidente del Capítulo, Fernando Gómez-Bezares, impuso la venera con cadena dorada, distinción del Capítulo, a monseñor Omella, quien aprovechó para felicitar a los escolares riojanos que se acercaron hasta el Monasterio de Valvanera a pesar de la lluvia.